romanos 15-13

Algunas veces nos cuesta encontrar esperanza. Y es que no está al alcance de cualquiera. Menos aún cuando estás en problemas. La esperanza no es algo que, como dicen algunos, nazca en nosotros de forma voluntaria y sea tan fácil como cambiar el chip. No es así de sencillo. Necesitamos esperar en algo estable, algo que de verdad merezca nuestra confianza.

Nosotros creemos que el único Dios verdadero nos da esperanza. Él es capaz de darnos la paz que necesitamos.Y en la Biblia encontramos muchos ejemplos. El Apóstol Pablo estaba convencido que Dios nos da esperanza porque lo vivía en su propia vida. Cada día Dios le daba esperanza para seguir adelante. El mismo Dios le daba gozo y paz enmedio de todas las dificultades que pasaba. Si has leído sobre la vida de Pablo sabrás que él sufrió muchísimo predicando el Evangelio. Pero siempre podía descansar en el Dios de la esperanza. Y nosotros también podemos descansar en Él.

Porque el Espíritu de Dios actúa en la vida de los creyentes dándonos esperanza, gozo y paz. Esto se cumplió en Pablo y Dios es fiel para hacerlo en la vida de todos los creyentes. Porque su Palabra es verdad.

Hoy te deseamos lo mismo que Pablo deseaba a los romanos. "Y el Dios de la esperanza os llene de todo gozo y paz en el creer, para que abundéis en esperanza por el poder del Espíritu Santo." Romanos 15:13

 

 

Te invitamos a visitarnos en C/García Morato 28 de Bailén (Jaén). Puedes seguir las novedades de nuestro blog y hablar con nosotros en las redes sociales +Facebook y +Twitter.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *